Salinillas de Buradón

Salinillas de Buradón es un pequeño pueblo ubicado en Rioja Alavesa, perteneciente al Ayuntamiento de Labastida. Situado en la parte meridional de Álava destaca por su bien conservada muralla defensiva, su trazado medieval y su espectacular entorno natural a las faldas de la Sierra del Toloño. Debe su nombre a un manantial salino, que fue una importante fuente de riqueza para la villa hasta el siglo XIX, de la que da fe su espectacular conjunto arquitectónico popular.

Conserva gran parte de su cerca amuralla y dos de las cuatro puertas que tuvo. levantadas por mandato de Alfonso X el Sabio «por ser frontera de Navarra con Castilla» en el siglo XIII, fueron ampliadas durante los siglos del XVI al XVIII. Están levantadas en mampostería rodeando la villa. Son monumento nacional de Euskadi.

Nos adentramos en la villa por una de sus puertas, la puerta del norte o puerta de Toloño. Bien conservada y formada por un arco de medio punto, sobre la cual se aprecian las saeteras que la defendían. la puerta se cerraba en rastrillo.

Breves apuntes históricos

Aunque su origen lo encontramos en el castro y el castillo de Buradón, poblado desde la edad de Hierro y que ya en el siglo IX había servido de defensa al reino de Navarra contra el poderío musulmán, su actual asentamiento junto al manantial y las salinas, data de 1264. Año en la que fue fundada como villa por el rey Sancho IV de Castilla debido a su gran importancia geoestratégica y económica. Durante varios siglos fue plaza fronteriza entre el Reino de Castilla y el Reino de Navarra.